Lily Ortiz 1

Hablemos De... Misteriosa propaganda de “las corcholatas”

Hoy más que nunca se ha sobrepasó la Ley Electoral sin que nadie tenga ni respeto mucho menos temor por ella, claro ejemplo es la actividad que desde muchos meses atrás traen los llamados “corcholatas” , sí aquellos personajes morenistas como Claudia Sheinbaum, Marcelo Ebrad y Augusto López que ya los vemos y escuchamos por todos lados.


Y es que si hablamos de las elecciones del 2024 donde se habrá de renovar la Presidencia de la República, la ciudadanía lo que menos quiere en este momento es justo eso, saber de política, pero a estos personajes parece no importarles y para muestra los innumerables espectaculares y bardas pintadas amenos quiere ahorita es tema político, pero a ellos parece no importarles, pues ya son innumerables espectaculares y bardas pintadas de estos actores están prácticamente en todo el país.


Pero si preguntamos ¿Quién las pinto, quien ordenó o de dónde vienen? Pues nadie sabe nada y ni lo sabrán.


La duda es ¿Cómo se financia esta publicidad? Porque aunque ellos no lo acepten es a todas luces una propaganda política. Y ese es el problema que juegan o por lo menos lo intentan con la inteligencia del mexicano al decir como sucedió con la utilizada en la revocación de mandato donde se dijo por propios morenistas que eran “ciudadanos afines al movimiento, que lo apoyan y lo quieren, quienes habían sacado de su bolsillo para financiar tal cosa”


Sinceramente y sin afán de otra cosa, no creo que por la calle andan personas con dinero en el bolsillo viendo si lo gastan en propaganda política si ellos no van a sacar nada a cambio, cuando existen cientos de necesidades económicas en una familia, sin embargo, aunque sus argumentos han sido desmentidos, los siguen sosteniendo.


Pero qué tan viable es promover a alguien en otro estado, cuando en el propio, su manera de gobernar, trabajar o dirigir no ha sido de lo mejor esto aplica para todos los partidos, pues venden a sus personajes políticos en las entidades como las eminencias, cuando de escarbar un poco a su desempeño este ha dejado a desear al ciudadano.


Hoy en día las necesidades y preocupaciones del mexicano son del diario, no para un 2024, ni mucho menos estas habrán de esperar una elección a ver si se les soluciona. La gente requiere una mayor economía, mayor seguridad, más y mejores medicamentos, mejor atención médica, apostarle a la educación y sobre todo dar un bienestar a cada familia que confió en quienes hoy nos gobiernan, esto sí es importante y no parece ser que algunas de las llamadas “corcholatas” ni alguno otro que se quiera postular a la presidencia de la república le preocupe en serio o por lo menos en lo más mínimo.

Project Gallery